Aprende a optimizar tus blogs para que sean los primeros en las busquedas

Posterizar hace que tu imagen tenga menos colores y por lo tanto ocupe menos espacio haciendo que tus webs carguen mucho más rápido.

Esta opción usada con moderación no tendrá demasiado efecto en lo que verán el 99% de los usuarios, ya que la mayoría no tienen monitores de alta fidelidad y no son capaces de mostrar de forma distinguible varias tonalidades casi iguales.

Si sobrepasas estos límites, obtendrás el efecto cartel, que no es lo que queremos.

¿Como hacerlo en Photoshop?

Es muy fácil, solo hay que ir al menu superior, y pulsar en Imagen->Ajuste-> Posterizar

Ajustarlo para que se siga viendo bien y finalmente guardarlo con Archivo-> Guardar para web. Con esto habremos reducido el tamaño del archivo png significativamente.

¿Como hacerlo en GIMP?

En el caso de que utilices GIMP, también lo puedes hacer de forma muy sencilla:

  • En el menu de imagen: Tools → Color Tools → Posterize ó Colors → Posterize.

En definitiva, esta técnica puede ser útil en ciertas imágenes o situaciones (como en imágenes que se utilicen como fondos) cuando no es posible comprimir las imágenes más sin perdida, pero hay que tener cuidado de usarla con moderación, ya que lo que estamos haciendo es «empeorar» ligeramente la imagen quitandole colores intermedios. Personalmente es una técnica que se puede usar cuando tenemos una web muy optimizada y buscamos conseguir llegar a ese extra de optimización que no se puede conseguir con otros métodos más automatizados.

No hay comentarios
Escribir un comentario